Provincia de Tungurahua en Ecuador.
Cascadas Cal y Pierda Provincia de Tungurahua en Ecuador. © Erika Nortemann/TNC
Perspectivas

Guía para el cambio climático: Políticas e incidencia para Fondos de Agua

Una nueva guía descargable evidencia el rol protagónico de los Fondos de Agua para incidir en medidas de adaptación y mitigación climáticas y la captación de recursos financieros orientados a este tipo de políticas públicas.

La seguridad hídrica es un tema de preocupación que cada vez cobra mayor relevancia en la agenda pública, particularmente de cara al aumento de la variabilidad climática que, entre otros fenómenos, ha traído largas temporadas de sequías o más episodios de lluvias extremas en varias regiones del mundo incluyendo América Latina y el Caribe y que, según la Organización Meteorológica Mundial (MMO), sólo empeorará si no se alcanzan los objetivos del Acuerdo de París. Esta realidad se suma al estrés hídrico generado por la desaparición de fuentes de agua dulce como los glaciares o de sistemas montañosos encargados de almacenamiento o regulación hídrica como los páramos, de fenómenos sociales como el crecimiento poblacional en las ciudades y eventos de migración masiva que aumentan la presión sobre los sistemas hídricos y la demanda de agua.

Por otro lado, los recientes acontecimientos globales a causa de la pandemia de la Covid-19 también han puesto en evidencia la importancia del agua, junto con los esquemas de saneamiento básico, en el manejo de crisis sanitarias y en la recuperación de las sociedades más afectadas por éstas; una preocupación que se debe sumar a los esfuerzos ya existentes para el logro del Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 6 que promueve para 2030 llegar a garantizar globalmente la disponibilidad de agua y su gestión sostenible y saneamiento.

En este panorama cobran cada vez más relevancia el diseño e implementación de instrumentos que faciliten la conservación y la gestión de fuentes hídricas y que den herramientas a gobiernos nacionales, regionales, locales, comunidades y organizaciones de la sociedad civil, entre muchos otros actores, para trabajar articuladamente con el objetivo de enfrentar la escasez del agua y mejorar el manejo sostenible de las cuencas hídricas.

Con este propósito aparecen los Fondos de Agua, organizaciones que diseñan e impulsan mecanismos financieros y de gobernanza articulando actores privados, públicos y de la sociedad civil con el fin de contribuir a la seguridad hídrica y al manejo sostenible de las cuencas a través de Soluciones basadas en la Naturaleza. Los Fondos de Agua también aportan evidencia científica que contribuye tanto a mejorar el conocimiento sobre la seguridad hídrica como a desarrollar una visión compartida y accionable, y convocan a distintos actores e impulsan la acción colectiva; influyen positivamente en la gobernanza del agua; promueven e impulsan proyectos de infraestructura natural y otros proyectos innovadores y facilitan la inversión de recursos de manera costo-eficiente en las cuencas.

Actualmente los Fondos de Agua son promovidos por la Alianza Latinoamericana de Fondos de Agua, de la cual The Nature Conservancy (TNC), junto con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la Fundación FEMSA, y la Iniciativa Internacional para la Protección del Clima (IKI) del gobierno alemán, son socios, apoyados por el Fondo Mundial para el Medio Ambiente (GEF). El objetivo de esta alianza es fortalecer los Fondos de Agua estableciendo ciertas pautas que permitan la creación de una identidad colectiva para que estos puedan identificarse como parte de una comunidad de organizaciones que, aunque trabajan en contextos diferentes, todas buscan contribuir a la seguridad hídrica de sus ciudades y comunidades a partir de la implementación de Soluciones basadas en la Naturaleza. La fortaleza de esta Alianza reside en la experiencia de sus socios, acumulada en distintos países de la región, y en el valor agregado que ofrece en términos de financiamiento, ciencia, acompañamiento técnico, desarrollo de capacidades, poder de convocatoria y respaldo institucional.

Es en este contexto que los Fondos de Agua aparecen como una estrategia de gran importancia ante la necesidad de unificar esfuerzos para la gestión integrada de cuencas hídricas y en particular para la protección de fuentes de agua, con grandes beneficios colectivos para todos los actores que aprovechan los bienes y servicios de los ecosistemas donde se implementan estos instrumentos. A través de al menos tres importantes mecanismos los Fondos de Agua tienen el potencial de aportar a la recuperación de cuencas degradadas y a la protección de fuentes hídricas en general: el mecanismo de gobernanza que incentiva la participación de diversos actores, el mecanismo financiero que promueve un uso justo y equitativo del agua y el mecanismo de planificación con información científica y basada en la evidencia.

Las características de los Fondos de Agua los convierten en instrumentos idóneos para sumar a la lucha contra el cambio climático por su aporte a las medidas de adaptación y mitigación, y son un mecanismo atractivo para la captación de recursos financieros orientados a este tipo de políticas públicas.

TNC y sus socios se complacen en presentar una nueva guía que evidencia como los Fondos de Agua constituyen una herramienta clave para la adaptación y la resiliencia climática y reúne casos de éxito como ejemplo para exponer a los formuladores de políticas, donantes, representantes del sector privado con interés en hacer inversiones para su replicabilidad en más lugares de la región. Asimismo, aporta a los Fondos de Agua ya creados o en proceso, lineamientos que les permita atraer inversiones a partir de sus contribuciones a mitigar y adaptar al calentamiento global a la par que aportan a la seguridad hídrica.

Esta guía se construyó a partir de una revisión de literatura sobre Fondos de Agua y el cambio climático; una síntesis de documentos técnicos y operativos sobre el funcionamiento de los Fondos de Agua y el rol que pueden jugar para enfrentar el cambio climático; un análisis de los Fondos de Agua existentes en América Latina y el Caribe; una búsqueda de literatura y material público en documentos en línea o disponibles en plataformas de acceso abierto; y tres estudios de caso. Los casos de estudio fueron elegidos con base en las lecciones aprendidas para la incidencia, los logros específicos de financiamiento y cómo han aprovechado diferentes rutas para contribuir a la mitigación y adaptación en sus cuencas y en sus países. Asimismo, incluye nueve entrevistas con expertos en temas de agua y funcionarios de los Fondos de Agua para profundizar sobre el tema de cambio climático y seguridad hídrica y la participación de los Fondos en el discurso político sobre mitigación y adaptación y el reclutamiento activo de fondos climáticos.

Guía para el cambio climático

Políticas e incidencia para Fondos de Agua

Descargar